Small Wars Journal

La Guerra de Propaganda del CJNG y AMLO

Sat, 04/24/2021 - 5:01pm

La Guerra de Propaganda del CJNG y AMLO

Daniel Weisz

Este artículo está disponible en inglés como "The Propaganda War of the CJNG and AMLO."

Edward Bernays describe la propaganda moderna como un "esfuerzo constante y duradero para crear o dar forma a eventos que influyan en las relaciones del público con una empresa, idea o grupo."[1] Andrés Manuel López Obrador (AMLO) basa su campaña y estrategia política en la idea de una "cuarta transformación." Las tres primeras transformaciones son la independencia, la reforma y la revolución. AMLO promete una nueva transformación que quedará en la memoria histórica de los mexicanos, y su objetivo es acabar con la corrupción y tener un gobierno con austeridad republicana.[2] AMLO también prometió una nueva estrategia basada en los derechos humanos para combatir al narcotráfico y para garantizar la paz y la tranquilidad cuando asumió el cargo en 2018. AMLO se refirió directamente a un video propagandístico creado por el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) que muestra una columna de hombres armados con uniformes paramilitares vitoreando al líder de su cártel Nemesio Oseguera Cervantes “El Mencho”, declarando que se niega a caer en provocaciones y declararle la guerra a las ONT (Organizaciones de Narcotráfico).[3] AMLO señala que el resultado de la violencia en este tipo de videos se debe al abandono de la población por parte del gobierno pasado y repitió su ahora famoso lema de "abrazos y no balazos."[4]

El concepto de que las ONT construyan hospitales y escuelas para ganarse los corazones y las mentes de los ciudadanos no es nuevo, ya que líderes de cárteles desde Pablo Escobar hasta Joaquín Guzmán “El Chapo” se han involucrado en estas tácticas. Howard Campbell estudia cómo las ONT generan sistemas de ideas y transforman a la narco propaganda en un elemento central de la cultura del cártel mexicano. Campbell afirma que la narco propaganda es parte de una estrategia diseñada para capturar partes del estado y la sociedad mexicana y reforzar el control sobre las fuerzas de seguridad, el territorio y para legitimar sus acciones.[5] Campbell describe las principales formas de narco propaganda como espectáculos de violencia simbólica, narco-mensajes, narco-videos, narco-corridos, censura y control de los medios de comunicación. Él describe este tipo de propaganda como una forma de “guerra psicológica y terrorismo, diseñada para intimidar, deshumanizar y dominar.”[6]

El CJNG (Cártel Jalisco Nueva Generación) adopta un enfoque único para este esquema y publica varios videos cuidadosamente elaborados que muestran su poderío militar. Por primera vez en la historia de México, el cártel desafía directamente al gobierno. América Guevara examina cómo los videos de ONT publicados en línea solían dirigirse principalmente a cárteles rivales.[7] El desafío no es simplemente contra las fuerzas de seguridad mexicanas, sino que es un desafío contra la idea de la cuarta transformación y una nueva estrategia para combatir las ONT. Eduardo Guerrero es un experto en seguridad pública que dirige una agencia sobre violencia, crimen organizado y políticas de seguridad llamada Lantia Consultores. Guerrero explica que estos desafíos son únicos ya que el CJNG expone el daño que pueden causar si así lo deciden.[8] El daño, en este caso, es tanto físico como político. Campbell señala cómo los cárteles como el CJNG deben entenderse como entidades políticas y su propaganda como una forma de discurso político.[9]

La consigna de “abrazos y no balazos” es una propaganda política diseñada para convencer a una población extenuada por la violencia, así como una nueva y mejor forma de lidiar con las ONT en México. Todos los gobiernos utilizan la propaganda, al igual que otras entidades políticas o cuasi políticas.[10] La fallida captura de Ovidio Guzmán López en 2019 y el posterior tiroteo en Sinaloa muestran el fracaso en desarrollar una estrategia única por parte de la nueva administración e implica un duro golpe a la imagen de una estrategia pacífica. El CJNG parece aprovechar esta imagen que presenta AMLO para mostrar su poder militar y desafiar directamente al gobierno, que dice una cosa y hace otra. Guerrero ha estudiado cuidadosamente cómo la nueva administración opera su estrategia contra las principales ONT en México, la del cártel de Sinaloa y el CJNG. Informa que mientras 245 miembros del cártel de Sinaloa fueron detenidos durante esta administración, 629 miembros del cártel del CJNG han sido detenidos.[11] Incluso el porcentaje de capturas en las que el gobierno utilizó fuerzas federales informa que el 36% se destinó para capturas relacionadas con el cártel de Sinaloa versus el 47% utilizado para capturas contra el CJNG.[12] Según los informes, el CJNG se enfadó porque Rúben Oseguera González (hijo de “El Mencho”) fue extraditado a Estados Unidos después de una larga batalla legal en febrero del 2020, mientras Ovidio Guzmán fue liberado por las fuerzas de seguridad mexicanas.[13]

El CJNG constituye la máxima prioridad para las autoridades mexicanas y estadounidenses. En México, a principios del 2020, las autoridades detuvieron a tres líderes del CJNG en la capital y a otro en Zapopan, Jalisco. Omar García Harfuch (Secretario de Seguridad Pública de la Ciudad de México) fue una figura central en estos arrestos. El CJNG respondió con un atentado de asesinato muy público contra García en la capital.[14] El atentado es un mensaje claro para el gobierno que las represalias se enfrentarán con violencia y expondrán la supuesta nueva estrategia pacífica del gobierno. Guevara explica cómo las tácticas de miedo son una forma en que las ONT pueden utilizar la amenaza de violencia para alcanzar el resultado deseado.[15] Guevara también describe el uso de nuevas armas para provocar un alto impacto psicológico.[16]

El uso de drones provistos de explosivos en Michoacán, como lo detallan Robert J. Bunker, John P. Sullivan, David A. Kuhn y Alma Keshavarz, puede entenderse como otra pieza táctica y propaganda para causar miedo.[17] Un ejemplo específico de propaganda a través de tácticas de miedo con estas nuevas armas es el ataque que lanzó el CJNG con drones explosivos contra policías estatales en El Aguaje (localidad de Aguililla, Michoacán) que dejó dos oficiales heridos el 20 de abril de 2021.[18] Este ataque fue en respuesta a los esfuerzos de la policía y el estado para reabrir las carreteras hacia Aguililla que continúan sitiadas por el CJNG durante más de un mes. Los narco bloqueos son otra forma de narco propaganda empleada por cárteles que buscan ganar impunidad e influir en la percepción de los ciudadanos.[19]

Campbell explica cómo la brutalidad es un cálculo hecho por los cárteles para lograr el mayor impacto propagandístico posible en áreas de lucha entre cárteles.[20] Guevara da una idea de cómo estas tácticas brutales utilizadas por los cárteles intentan acabar con el favoritismo e intimidar a sus oponentes.[21] Un intermediario que brinda servicios al CJNG explica cómo hay varios pactos entre el estado y el crimen organizado, pero solo al nivel local y regional.[22] Continúa detallando cómo estos pactos explican los ataques brutales a las fuerzas de seguridad que buscan perturbar los acuerdos establecidos por sus enemigos al nivel local y regional. Un ejemplo de esto ocurrió en El Aguaje en octubre de 2019 cuando el CJNG tendió una emboscada y mató a 13 policías estatales.[23] El gobierno de EUA también combate al cártel CJNG el cual es responsable de producir nuevas drogas mortales como el fentanilo que ha matado a 70.000 personas en el 2019 a causa de sobredosis.[24] El Proyecto Python combate al CJNG dentro de EUA y es responsable por 700 detenciones y la incautación de más de 20,000 kilos de droga y 22 millones de dólares. La Operación Agave Azul apunta a las cuentas bancarias del CJNG. Por este medio congelaron más de 2,000 cuentas bancarias y arrestaron a varios líderes del CJNG.[25]

Nemesio Oseguera Cervantes entiende que la estrategia más efectiva contra un gobierno que intenta desesperadamente promover una imagen de paz es crear una campaña de propaganda mostrando un cártel que está listo para la guerra. “El Mencho” busca desilusionar a los ciudadanos de México al mostrar que la nueva estrategia para combatir las ONT y traer la paz a México es solo otra promesa fallida. En julio del 2020, pocas semanas después del atentado público contra Omar García y el supuesto cumpleaños de su líder, el CJNG publicó un video que se hizo viral en las redes sociales.[26] El video sigue el formato de un desfile militar en el que decenas de soldados del cártel visten chalecos antibalas y uniformes tácticos que llevan los colores de la bandera mexicana sobre las letras CJNG en la parte delantera de sus uniformes.[27] Campbell explica el uso de estos uniformes, insignias y logotipos como una forma de “marca criminal” que convence efectivamente a la población y los enemigos de su formidable fuerza.[28]

CJNG

'Narco Comando' del CJNG (Columna de vehículos blindados del cártel)

Julio de 2020. Fuente: Cuentas Sociales del CJNG.

Los soldados del cártel están armados con armas de alto calibre, que incluyen, entre otras, ametralladoras antiaéreas, ametralladoras calibre .50 montadas en sus vehículos y lanzagranadas. Están parados junto a Hummers y Jeeps a prueba de balas envueltos en camuflaje militar y tienen calcomanías que dicen fuerzas especiales CJNG, grupo élite. Se puede escuchar a los soldados del cártel de manera previamente ensayada repitiendo al unísono “Pura gente del señor Mencho.”[29] Estos videos de propaganda sirven como una advertencia para otros cárteles, pero más importante aún para el gobierno, es mostrarles que cualquier esfuerzo por dañar su cártel se repelerá con violencia y, por lo tanto, será políticamente costoso. Las ONT han adoptado nuevas tecnologías de comunicación (como los videos de YouTube) y se han convertido en elementos centrales en la búsqueda del poder.[30][31] Sullivan detalla cómo estas nuevas formas de comunicación permiten a las ONT comunicarse en tiempo real, para mostrar sus intenciones y esquivar la narco-censura.[32] Guevara proporciona el contexto para la narco censura al ilustrar cómo el gobierno mexicano crea principios rectores para las organizaciones de medios de comunicación que informan sobre el crimen organizado [33] Ella describe cómo los medios de comunicación en México tienen prohibido informar sobre la propaganda de los cárteles, por lo que las ONT  eluden esta censura mediante el uso de blogs y YouTube.[34]

Michoacán es un estado clave para el tráfico de drogas y es la cuna del líder del CJNG y de muchos de sus integrantes. Falko Ernst señala que el CJNG intenta por más de una década apoderarse de la región, ya que la ve como una región instrumental para el tráfico internacional de drogas y los mercados de extorsión.[35] Sullivan explica cómo “las narrativas de violencia y poder son elementos clave en la batalla para asegurar el panorama político y social en las zonas de narco-guerra.”[36] Las zonas de narco-guerra son un “espacio transnacional y cultural donde competidores se involucran en una guerra física y de información para controlar territorios, mercados y esferas de influencia.”[37] El estado de Michoacán, en particular sus costas y Aguililla, se encuentran en una zona de narco-guerra.

El pueblo de Aguililla es explícitamente un lugar estratégico para el tráfico de drogas y supuestamente el lugar de nacimiento de “El Mencho”.[38] El pueblo de Aguililla está aislado e históricamente marginado de los programas de desarrollo en la región que llevaron a muchos de sus ciudadanos a migrar o participar en el negocio de las drogas.[39] La mayor parte del municipio de Aguililla ha sido sitiada por el CJNG durante meses limitando la entrada de alimentos, suministros, medicinas y personas[40]. Para comprender la violencia que se produce en Michoacán este año y la curiosa negación de la violencia por parte de Israel Patrón Reyes (Secretario de Seguridad de Michoacán), es fundamental entender estos hechos en el contexto de una guerra de propaganda. El Movimiento de Regeneración Nacional o Morena — el partido político del presidente AMLO — asumió el poder, prometiendo la cuarta gran transformación de México. Construyeron su campaña con el propósito de deshacerse de la corrupción en el gobierno, poner fin a la guerra contra las ONT y restaurar la paz. Michoacán presenta una realidad inconveniente al ideal de Morena. Sus ciudadanos denuncian al gobierno del estado de corrupción y de tener vínculos con las autodefensas de la región responsables del narcotráfico.[41]

En febrero del 2021, el CJNG distribuyó un video propagandístico que indica que eran de Michoacán, a diferencia de la gente de los Cárteles Unidos. Los Cárteles Unidos son una alianza de grupos de autodefensa locales vinculados con el ejército y la guardia nacional y con fuertes conexiones políticas.[42] El CJNG quiere retratar a este grupo como foráneos y a ellos mismos como lugareños, como parte, de lo que frecuentemente se conoce como guerras de información, que resultan cruciales para cualquier conflicto.[43] La propaganda de los cárteles se utiliza continuamente para presentarse como los verdaderos protectores de una comunidad, para controlar el territorio y los procesos políticos y así operar con impunidad.[44]

El video expone a las autodefensas en esta área como capos de la droga. Dirigen su atención al gobierno, ordenándoles que dejen de proteger a los Cárteles Unidos en la costa. El video acusa a la senadora de Morena en el estado de Colima, Griselda Valencia de la Mora, de proteger a los líderes de los Cárteles Unidos, Héctor Zepeda Navarrete y Germán Ramírez Sánchez.[45] El video llama directamente a AMLO a que preste atención al proceso electoral en la costa, ya que culpan a los líderes de autodefensas “Teto” (Héctor Zepeda Navarrete) y “El Toro” (German Ramírez Sánchez) de influir en quienes se convertirán en presidentes municipales para proteger sus intereses.[46]

A principios de abril del 2021, comenzaron a circular videos en línea que mostraban un convoy de vehículos blindados ingresando a la localidad de la Aguililla, Michoacán, y videos de miembros del cártel de CJNG celebrando victorias contra los Cárteles Unidos en la región.[47] Las autoridades locales se apresuraron a negar la violencia. Iván Patrón Reyes declaró que “ésto no está ocurriendo en Michoacán, ésto no es una incursión a Aguililla, está sucediendo en Teocaltiche Jalisco.”[48] El párroco Gregorio López Gerónimo expone cómo desde Enero se han refugiado 1.500 personas de Aguililla. El sacerdote cree que el repunte de la violencia se debe a las elecciones de este año y a la necesidad de mostrar quién tiene el poder en la región.[49] Gilberto Vergara es el párroco de Aguililla que denuncia a las autoridades estatales acusándolas de mentir cuando afirma que en Aguililla no pasa nada.[50] Silvano Aureoles, jefe de la administración en Michoacán, minimiza la violencia, pero Vergara confirma la violencia en Aguililla.

Nuevas imágenes de video muestran un helicóptero entregando provisiones al ejército ya que se culpa al cártel del CJNG por desplegar un escudo humano que bloquea la entrada al cuartel general militar en la región.[51] El CJNG está mostrando estratégicamente su poderío militar mientras trata de caracterizarse a sí mismos como los verdaderos protectores de su estado natal y avergüenza al gobierno local y federal al exponer su incapacidad para controlar la región. Como explica Sullivan, la propaganda construye narrativas de contrapoder que toman legitimidad y solvencia del estado.[52] Al mismo tiempo, el cártel sabe que puede tomar estos territorios porque la amenaza de una escalada con el ejército sería excepcionalmente costosa desde el punto de vista político en un año electoral. Israel Pátron Reyes, después de una semana de informes de violencia en Aguililla, finalmente aceptaría que hubieron tiroteos tanto en Aguililla como en Tecaltepec, Buenavista.[53]

El CJNG comprende la importancia de la propaganda y ha logrado utilizarla como arma para dañar la imagen del gobierno y exponer la nueva estrategia pacífica del gobierno como propaganda. Los cárteles de México utilizan cada vez más las "operaciones de información" para promover sus objetivos económicos y políticos y para luchar entre sí y contra el Estado mexicano. [54] Estas “operaciones de información” están actualmente en juego en Michoacán mientras las ONT intentan obtener ganancias durante este ciclo electoral. Un consultor político en Michoacán tiene conocimiento de primera mano de cómo se negocian los arreglos entre las ONT y los candidatos políticos afirma que “solo pueden crecer quienes tienen la protección del Estado.”[55] Continúa explicando cómo “un mayor control territorial permite a grupos criminales mover bloques de votos, brindando influencia para negociar acuerdos con los funcionarios actuales y futuros.”[56] Como señala Sullivan, las“ operaciones de información ”no están ahí solo para silenciar a los adversarios y críticos, sino que son una herramienta para extender su política y alcanzar y construir una estructura política que promueva sus objetivos.[57]

El CJNG sabe que los gobiernos mexicanos y estadounidenses lo priorizan, por lo que busca que cualquier ataque en su contra sea políticamente costoso para el gobierno. Se apodera descaradamente del territorio de Michoacán durante un año electoral, ya que sabe que las represalias de las fuerzas armadas mexicanas irían directamente en contra de la promesa de paz de AMLO y Morena. Salvador Maldonado, antropólogo especializado en seguridad de Michoacán, cree que la inacción de las fuerzas de seguridad en la región refleja un cálculo político de AMLO. Maldonado explica que AMLO quiere proteger su imagen de abrazos y no balazos y evitar el costo político que han tenido que pagar administraciones pasadas tras declararle la guerra a los cárteles.[58] El gobierno local también está interesado en minimizar los informes de violencia, ya que el puesto para gobernador en Michoacán está en juego. El CJNG utiliza la propaganda para ganarse los corazones y las mentes de los ciudadanos al repartir suministros y alimentos, con el acrónimo CJNG etiquetado en las cajas de suministros que distribuyeron al comienzo de la pandemia.[59] El CJNG también realiza propaganda para protegerse, ya que advierte del alto costo político que pagará el gobierno si los ataca. La voluntad del cártel de involucrar militarmente a un gobierno que intenta desesperadamente presentarse como el proveedor de una nueva estrategia pacífica es costosa, como se ve en los descarados ataques en Aguililla.

La importancia de que el CJNG se involucre en “operaciones de información” contra sus rivales y el gobierno a través de propaganda que abarca desde videos de YouTube hasta muestras brutales de violencia demuestra que se ha comprometido con tácticas violentas para lograr sus objetivos. Para controlar el territorio en Michoacán, utiliza brutales demostraciones de fuerza a través de emboscadas y ataques con drones cargados de explosivos en contra de la policía estatal que considera como asociada a su enemigo en la región (Los Cárteles Unidos). Podemos esperar que los ataques contra las fuerzas de seguridad estatales aumenten en número y brutalidad a medida que se convierten en parte de la maquinaria de propaganda que el CJNG desea desplegar. Las elecciones estatales solo exacerbarán estos ataques ya que el CJNG culpa a las fuerzas de seguridad del estado y a los políticos de colaborar con los Cárteles Unidos. La violencia también sirve para disuadir a las fuerzas federales de participar en la región, ya que no quieren contradecir la imagen de "abrazos y no balazos" que presenta la nueva administración durante un año electoral. Esta imagen deja estratégicamente al gobierno federal y a las fuerzas de seguridad con las manos atadas mientras el CJNG aprovecha sus miedos al enfrentamiento y ataca directamente a las fuerzas estatales que se encuentran sobrepasadas por el poderío militar del CJNG. Todo esto sugiere que es cuestión de tiempo antes de que el CJNG pueda controlar y apoderarse de las regiones costeras de Michoacán, ayudándolos para expandir aún más sus ya mortales operaciones de narcotráfico en el extranjero y ganar hegemonía sobre el centro de México.

Las elecciones en México ya se están tornando violentas. Como informa Falko Ernst, desde que comenzó oficialmente la temporada de pre-campaña el 7 de septiembre del 2020, 69 políticos, incluyendo 22 candidatos, han sido asesinados en el país.[60] Podemos esperar que la violencia electoral en Michoacán aumente durante este período electoral mientras el CJNG busca la hegemonía y la colaboración estatal en la región. El daño y el peligro para la soberanía y la democracia mexicanas están creciendo a medida que la violencia narco inducida en la política se convierte en la norma y la estrategia preferida del CJNG. El gobierno federal debe abordar la corrupción a nivel estatal y regional para proteger a sus ciudadanos y a la democracia. Supongamos que las fuerzas federales se comprometan a no confrontar directamente al CJNG. En ese caso, necesitan establecer campamentos de refugiados a corto plazo para quienes escapan de la violencia en la región y brindarles seguridad y recursos para reconstruir sus vidas. Lo más importante es que el gobierno de los Estados Unidos y el gobierno de México deben colaborar para lograr avances en contra de estas poderosas ONT. Deben continuar congelando las cuentas bancarias de las ONT, rastrear y detener la importación de armas y vehículos de grado militar a México e identificar y castigar a los funcionarios estatales y de seguridad que colaboran con las ONT.

Notas Finales

[1] Edward L. Bernays, and Mark Crispin Miller, Propaganda. 2018, p. 52.

[2] Jannet López. “12 Puntos, “Suficientes” Para Cuarta Transformación.” [“12 Points are Enough for the Fourth Transformation.”] Milenio. 7 de diciembre 2018, https://www.milenio.com/politica/12-puntos-suficientes-para-4a-transformacion.

[3] “López Obrador Descarta ‘Guerra’ Contra el Narco en México.” Chicago Tribune. 11 de enero 2021, https://www.chicagotribune.com/espanol/sns-es-amlo-descarta-guerra-contra-narco-mexico-20210111-ivjijfe5yrapncq6chdwr7vwcm-story.html.

[4] ibid. 

[5] Howard Campbell, “Narco-Propaganda in the Mexican ‘Drug War’: An Anthropological Perspective.” Latin American Perspectives. Vol. 41, no. 2, 2012: pp. 60-77, https://doi.org/10.1177/0094582X12443519.

[6] Ibid, p. 64.

[7] America Y. Guevara, “Propaganda in Mexico's Drug War.” Journal of Strategic Security. Vol. 6, no. 3, Fall 2013: pp. 131-151, https://jstor.org/stable/10.2307/26485065.

[8] "Un Mensaje Desafiante: El Cártel De Jalisco no Tiene Miedo de Mostrar su Poder." Semana. 24 de julio 2020, https://www.semana.com/mundo/articulo/el-cártel-de-jalisco-muestra-su-milicia-contra-amlo-noticias-mundo/688806/.

[9] Op. Cit. Campbell, “Narco-Propaganda in the Mexican ‘Drug War’: An Anthropological Perspective.”

[10] Ibid.

[11] "¿AMLO va Contra Mencho? Caen Más Narcos del CJNG Que del Cártel Sinaloa."  La Silla Rota. 1 de maazo 2021, https://lasillarota.com/nacion/amlo-va-contra-mencho-caen-mas-narcos-del-cjng-que-del-cártel-sinaloa/491459.

[12] Ibid.

[13] Ibid.

[14] Op. Cit. “Un Mensaje Desafiante: El Cártel De Jalisco no Tiene Miedo de Mostrar su Poder.”

[15] Op. Cit. Guevara, “Propaganda in Mexico's Drug War.”

[16] Ibid.

[17] Robert J. Bunker, John P. Sullivan, David A. Kuhn, and Alma Keshavarz, “Mexican Cártel Tactical Note #46: Weaponized Drones (Aerial Improvised Explosive Devices) Deployed by CJNG in Tecalcatepec, Michoacán.” Small Wars Journal. 5 de octibre 2020 (5 October 2020), https://smallwarsjournal.com/jrnl/art/mexican-cártel-tactical-note-46-weaponized-drones-aerial-improvised-explosive-devices.

[18] Jorge Monroy, “CJNG Ataca a Policías en Aguililla, Michoacán con Drones Cargados de Explosivos.” El Economista. 20 de abril 2021, https://www.eleconomista.com.mx/politica/CJNG-ataca-a-policias-en-Aguililla-Michoacan-con-drones-cargados-de-explosivos--20210420-0066.html.

[19] John P. Sullivan, “Cártel Info Ops: Power and Counter-power in Mexico’s Drug War.” Mountain Runner. 10 de abril (10 April 2010), https://mountainrunner.us/2010/11/cártel_info_ops_power_and_counter-power_in_mexico_drug_war/.

[20] Op. Cit. Campbell, “Narco-Propaganda in the Mexican ‘Drug War’: An Anthropological Perspective.”

[21] Op. Cit. Guevara, “Propaganda in Mexico’s Drug War.”

[22] Falko Ernst, “Violence Erupts as Mexico’s Deadly Gangs Aim to Cement Power in Largest Ever Elections.” The Guardian. 20 de abril (20 April 2021), https://www.theguardian.com/global-development/2021/apr/20/mexico-violence-gangs-cártels-criminal-elections.

[23] Ibid.

[24] “Un Mensaje Desafiante: El Cártel De Jalisco no Tiene Miedo de Mostrar su Poder.” Semana. 24 de julio 2020, https://www.semana.com/mundo/articulo/el-cártel-de-jalisco-muestra-su-milicia-contra-amlo-noticias-mundo/688806/.

[25] Ibid.

[26] Ibid.

[27] “El Video Que Muestra el Poder Militar del Capo Mexicano ‘El Mencho’.”  El Tiempo. 18 July 2020, https://www.youtube.com/watch?v=OyVGiJacQqI.

[28] Op. Cit. Campbell, “Narco-Propaganda in the Mexican ‘Drug War’: An Anthropological Perspective.”

[29] Op. cit. “El Video Que Muestra el Poder Militar del Capo Mexicano ‘El Mencho’.”

[30] Op. Cit Sullivan, “Cártel Info Ops: Power and Counter-power in Mexico’s Drug War.”

[31] John P. Sullivan, “Insurgencia Criminal: Narcocultura, Bandidos Sociales y Operaciones de Información.” Small Wars Journal. 4 de noviembre 2013, https://smallwarsjournal.com/jrnl/art/insurgencia-criminal-narcocultura-bandidos-sociales-y-operaciones-de-información.

[32] Ibid.

[33] Op.Cit. Guevara, “Propaganda in Mexico’s Drug War.”

[34] Ibid.

[35] Op. Cit. Ernst, “Violence Erupts as Mexico’s Deadly Gangs Aim to Cement Power in Largest Ever Elections.”

[36] Op. Cit. Sullivan, “Insurgencia Criminal: Narcocultura, Bandidos Sociales y Operaciones de Información.”

[37] Ibid.

[38] Ernesto Martínez Elorriaga, “Habrá Vigilancia Para Frenar Violencia en Aguililla, Michoacán.” La Jornada. 11 de abril 2021, https://www.jornada.com.mx/notas/2021/04/11/estados/habra-vigilancia-para-frenar-la-violencia-en-aguililla-michoacan/.

[39] Romain Le Cour Granmaison, “Aguililla: la Guerra es Política Por Otros Medios.”  Nexos. 19 de abril 2021, https://seguridad.nexos.com.mx/aguililla-la-guerra-es-politica-por-otros-medios/.

[40] Ibid.

[41] “Se Registraron Nuevos Enfrentamientos en Aguililla entre Cárteles Unidos y el CJNG; Párrocos Aseguran su Veracidad.” Infobae. 10 de abril 2021, https://www.infobae.com/america/mexico/2021/04/10/se-registraron-nuevos-enfrentamientos-en-aguililla-entre-cárteles-unidos-y-el-cjng-parrocos-aseguran-su-veracidad/.

[42] Op. Cit. Ernst, “Violence Erupts as Mexico's Deadly Gangs Aim to Cement Power in Largest Ever Elections.”

[43] Op. Cit. Sullivan, “Cártel Info Ops: Power and Counter-power in Mexico’s Drug War.” Mountain Runner.

[44] Ibid.

[45] “Video: CJNG Manda Mensaje a Amlo y Amenaza de Muerte a Rivales.”  La Opinión. 14 de febrero 2021, https://laopinion.com/2021/02/14/video-cjng-manda-mensaje-a-amlo-y-amenaza-de-muerte-a-rivales/.

[46] Ibid.

[47] “Circulan Videos de la Irrupción del CJNG en Aguililla, Michoacán.” Aristegui Noticias. 8 de abril 2021, https://aristeguinoticias.com/0804/mexico/circulan-videos-de-la-irrupcion-del-cjng-en-aguililla-michoacan-video/.

[48] Jorge Monroy, “CJNG Ataca a Policías en Aguililla, Michoacán con Drones Cargados de Explosivos.”  El Economista. 20 de abril 2021, https://www.eleconomista.com.mx/politica/CJNG-ataca-a-policias-en-Aguililla-Michoacan-con-drones-cargados-de-explosivos--20210420-0066.html.

[49] Ibid.

[50] “Se Registraron Nuevos Enfrentamientos en Aguililla Entre Cárteles Unidos y el CJNG; Párrocos Aseguran su Veracidad.” Infobae. 10 de abril 2021, https://www.infobae.com/america/mexico/2021/04/10/se-registraron-nuevos-enfrentamientos-en-aguililla-entre-cárteles-unidos-y-el-cjng-parrocos-aseguran-su-veracidad/.

[51] Ibid.

[52] Op. Cit. Sullivan, “Insurgencia Criminal: Narcocultura, Bandidos Sociales y Operaciones de Información.”

[53] Op. Cit. Martínez Elorriaga, “Habrá Vigilancia Para Frenar Violencia en Aguililla, Michoacán.”  

[54] Op. Cit. Sullivan, “Insurgencia Criminal: Narcocultura, Bandidos Sociales y Operaciones de Información.”

[55] Op. Cit. Ernst, “Violence Erupts as Mexico’s Deadly Gangs Aim to Cement Power in Largest Ever Elections.”

[56] Ibid.

[57] Op. Cit. Sullivan, “Insurgencia Criminal: Narcocultura, Bandidos Sociales y Operaciones de Información.”

[58] Op. Cit. Ernst, “Violence Erupts as Mexico’s Deadly Gangs Aim to Cement Power in Largest Ever Elections.”

[59] “Un Mensaje Desafiante: El Cártel De Jalisco no Tiene Miedo de Mostrar su Poder.”  Semana. 24 de julio 2020, https://www.semana.com/mundo/articulo/el-cártel-de-jalisco-muestra-su-milicia-contra-amlo-noticias-mundo/688806/.

[60] Op. Cit. Ernst, “Violence Erupts as Mexico’s Deadly Gangs Aim to Cement Power in Largest Ever Elections.”

Lecturas Adicionales

Howard Campbell, "Narco-Propaganda in the Mexican “Drug War”: An Anthropological Perspective." Latin American Perspectives. Vol. 41, no. 2, 2012: pp. 60-77.  

America Y. Guevara, "Propaganda in Mexico's Drug War." Journal of Strategic Security. Vol. 6, no. 3, Fall 2013: pp. 131-151

John P. Sullivan, "Cártel Info Ops: Power and Counter-power in Mexico’s Drug War." MountainRunner. 10 April 2010. 

John P. Sullivan, "Insurgencia Criminal: Narcocultura, Bandidos Sociales y Operaciones de Información." Small Wars Journal. 4 November 2013.

 

Categories: El Centro

About the Author(s)

Daniel Weisz Argomedo is a PhD candidate in Political Science at the University of California Irvine with a focus on International Relations and Comparative Studies. He is currently writing his dissertation on the war on drugs and its impact on women’s security in Mexico. He holds an M.A. in Political Science from San Diego State University where he wrote a dissertation on ‘Hacktivism’and social movements; and earned a B.A. in Political Science from the University of Alberta where he wrote a thesis on the Mexican war on drugs. He wrote "Climate Change, Drug Traffickers and La Sierra Tarahumara" for the special issue on climate change and global security at the Journal of Strategic Security. He is a founder and secretary of the Leonora Carrington Foundation. He is fluent in Spanish and his research interests include cyberwarfare, the war on drugs and contemporary Latin American politics and history.  He can be reached at dweiszar@uci.edu